• INGREDIENTES PARA EL VELVET:
  • 125 gr de mantequilla (ó 240 ml aceite oliva suave)
  • 240 ml. buttermilk
  • 2 huevos XL
  • 2 cucharadas de colorante rojo Americolor
  • 1 cucharadita de vinagre blanco
  • 1 cucharadita de extracto de vainila
  • 3/4 cucharadita sal
  • 1 cucharadita bicarbonato sódico
  • 20 gr. cacao en polvo ( Valor)
  • 350 gr. harina todo uso
  • 250 gr. azúcar

Hacía tiempo que tenía ganas de hacer esta receta porque había oído hablar, y mucho, de lo bueno que estaba el Red Velvet; de su sabor característico, de su textura húmeda y esponjosa y de su atractivo e irresistible colo rojo. Así que aprovechando que se acerca el día de San Valentín, el otro día me puse manos a la obra con esta receta para que los más románticos podáis prepararla en estos días.

Para esta ocasión elegí unas cápsulas rojas de Kitchen Krafts que había comprado en Navidad en una de mis visitas a Comercial Minguez. La ventaja de estas cápsulas es que son tan bonitas y tan lucidas que te aseguras que van a quedar unos cupcakes preciosos. El problema, el tamaño, tendréis que buscar a alguien para compartir el cupcake si no quereis acabar rodando…

Hacer el buttermilk en casa

Cuando me puse a dar vueltas a la receta estuve un par de días o tres buscado el dichoso Buttermilk que los americanos “dicen” que es indispensable para conseguir un cake suave y esponjoso. No lo encontré, así que me fabriqué el mio propio de manera rápida y fácil; os cuento cómo.

Para 250 ml de Buttermilk (suero de mantequilla) necesitaremos 500 ml de nata bien fría.

  1. Batimos la nata con la batidora o el robot a velocidad lenta/lenta-media hasta que empiece a montarse
  2. Cuando esté casi montada aumentamos la velocidad hasta cortar la nata
  3. Veréis como se separa una parte sólida (mantequilla) de otra líquida, el buttermilk
  4. Colamos la mezcla y reservamos el suero. Ponemos en un tupper la mantequilla para la receta. Debéis consumirla en los tres días siguientes… si os dura porque está de muerte.

Preparar los Cakes

  1. Emulsionamos los huevos con el azúcar hasta que estén blanquecinos. Añadir el buttermilk, la mantequilla a temperatura ambiente, el vinagre, el extracto de vainilla y el colorante y batimos hasta que todos los ingredientes estén bien integrados.
  2. En un bol tamizamos la harina con el azúcar, sal, bicarbonato sódico y el cacao en polvo. Yo en la receta que os muestro en las fotos le puse 40 gr de cacao pero me resultó excesivo tanto en sabor como en color, y por eso lo he ajustado en los ingredientes a 20 gr. No obstante es posible que si utilizáis otra marca de cacao debáis ajustarlo. 
  3. Añadimos la mezcla de sólidos a los  ingredientes líquidos, de varias veces, para que no se formen grumos. Cuando esté todo integrado batimos a velocidad alta un minuto más para meter aire a la masa.
  4. Dejamos reposar la masa mientas se calienta el horno a 170 ºC.
  5. Vertemos la masa en los moldes que hayamos elegido, algo menos de 3/4 partes de la capacidad de las cápsulas, menos diría yo. Yo tuve que cortar el copete para igualar la superficie y poder decorar los cupcakes.
  6. Hornea durante 25-30 minutos sin abrir la puerta del horno. Sabremos que están listos cuando al introducir un palillo, salga seco.
  7. Dejamos enfriar sobre una rejilla

 Cream Cheese Icing

  • 200gr queso crema frío (tipo Philadelphia)
  • 60g mantequilla a temperatura ambiente
  • 300g de azúcar glas

Batimos la mantequilla con el azúcar glas en la batidoray añadimos el queso y batimos hasta que esté blanco y cremoso, sin pasarnos para que la mezcla no pierda consistencia.

Montaje

  1. Cortamos la parte superior del cake, si es necesario, para igualar la superfice
  2. Con un descorazonador de manzanas hacemos un agüjero en el centro del cake
  3. Rellenamos una manga pastelera con una boquilla redonda. Si usamos una manga de desechable basta con cortar el pico.
  4. Decoramos los cupcakes. Rellenamos el agüjero y decoramos formando tres círculos con-céntricos con la masa en tamaño descendente hacia arriba
  5. Terminamos decorando con unas gominolas, confeti, etc…. lo que tengáis más a mano.
Reservamos en un lugar fresco